08 abril, 2007

La bienvenida de La Liga (Parte 2)

Llegar al lugar a pie le llevó más de 5 horas desde Martelli; estaba exhausto.

- “Cuarto A... Prrrr!”, exclamó, onomatopeya mediante, mientras apretaba el botón del portero eléctrico; la felicidad se le veía a una cuadra de distancia...

- “Si sos vos, Demian, subí”, respondió una vos fingidamente femenina... Era Cacho, el dueño del bulo...

Haciendo alarde de un excelente estado físico, y transpirando lo poco que le quedaba, Ferrante subió los cuatros pisos por la escalera. Cacho y el Ilusionista del Boedo, que esperaban con la puerta entreabierta, no lo podían creer: “...Tiene como mil años, y un estado físico increíble... Parece de 20”, coincidían mientras dialogaban.

Cuando lo vieron, la sorpresa fue mayor. El look de Demian era dantesco. Ni el más grande de los hijos de puta podía haberlo vestido así.

-¿Quién le compró ese traje, Ferrante?, exclamó el Hombre Invisible desde algún lugar en que se encontraba pero nadie sabía bien dónde...

Demian, pensando que se trataba de un halago, le respondió que se lo había prestado Don Horacio, un amigo que vivía con él. El Dr. Rellenesi –El mago del Tiempo- le preguntó dónde vivía ese amigo; claramente, tenía la intención de matarlo esa misma tarde...

Sin embargo, con el transcurrir de los minutos la impresión inicial fue dejando paso a la admiración. Comenzaron las preguntas sobre “La Biblia Peruana”, sus supuestos amoríos con la Coca Sarli, si Truman Capote había intentado seducirlo, las fotos que le tomó Andy Warhol -que nunca se encontraron-, y su época de oro en la política con Malcom X, Luther King y Kennedy, que culminó trágicamente con el asesinato de todos ellos al poco tiempo de conocerlos.

El Peruano estaba a sus anchas... La camaradería se imponía finalmente al frío inicial, ya todos comenzaban a tutear al Coloso, a palmearlo, a vivarlo. Y en medio de tanta emoción, el alcohol comenzaba su faena...

A los 20 minutos de comenzar la reunión, creo que fue el Hombre Elástico quien dijo: “Pero che!!... Miren como está de incómodo Demian con esa ropa chiquitita toda transpirada!!”, y sugirió proveerle de otra más a su medida, limpia y de mejor gusto.

Cacho, el travestido de Almagro se ofreció para la noble tarea de cambiar al peruano. A esa altura, no había muchas inhibiciones que digamos...

Y así, delante de todos, Cacho sacó una a una las adheridas prendas que vestía Demian, hasta dejarlo totalmente desnudo...

Como en ocasiones anteriores, el esbelto cuerpo del Atila tumbesino causó admiración y asombro entre los presentes.

Comentarios tales como: “Fijate, tiene como 70 y pico y qué bíceps curte!”, o “Llegar a esa edad así, entero y con semejante tórax, realmente es una proeza”, o “Mirá que lindas cachas tiene el viejo”, esta última proferida por el Hombre Elástico, mientras estiraba su brazo derecho intentando alcanzar uno de los glúteos de Demian.

La docilidad y entrega con que Ferrante aceptó el agasajo de aquel flexible gentilhombre, sumado al estado de excitación que tenían allí la casi decena de presentes, imprimió a la noche un “toque” particular... “El toquemos a Ferrante”

Una especie de juego inocente, que se impuso a poco de comenzar, en el que todos le hacían cosquillas festejando la “Bienvenida del Coloso” a la Liga. Hasta Demian lo aceptó de sumo grado, no sin advertir a quienes se desubicaban con un “¡Ché, no se pasen!”.

Sin embargo, mano va, mano viene, todos fueron de a poco sacándose la ropa, mientras llevaban un trago tras otro a los labios de Ferrante.

En eso, el que estaba más pasado de rosca, el Hombre Perro de Quilmes, gritó: “Vamos, démosle el bautismo de bienvenida al peruano!... Tenías razón che!!... Tiene buenas cachas el jovato!”, se escuchó decirle, dirigiéndose al Hombre Elástico. De fondo, la cara de Ferrante se trasformaba, y de su boca salía un grito desgarrador.

Habían pasado varias horas... El recibimiento había terminado, y Demian se encontraba dormido.

- “Quién falta”, se escuchó decir a Cacho... “Vos, Walter?”... Parecía una pesadilla, pero hasta Liberatti había participado de aquel libertinaje.

A los minutos, y aún atontado por el alcohol, Demian despertaba...

-“Hola muchachos, qué me pasó?... No recuerdo nada...”

- “Nada Jefe, se quedó dormidito, nomás”, respondió Cacho, entretanto festejaba con sus amigos de La Liga entre sonrisas cómplices apenas perceptibles.

- “Suerte que los tengo a ustedes, que cuento con vuestro apoyo”, agradeció Ferrante, quien se preguntaba el porqué de estar desnudo y tan dolorido.


Demian había recibido el apoyo de toda la Liga... Mejor dicho, había Ligado de lo lindo.

De pronto, algo desbarató aquel estado de paz, ese nirvana en que se encontraba el peruano... “Uy, Uy, Uy!!!.. Qué me pasa.. Qué me pasa??”, comenzó a gritar desesperado....

- “Ché, Demian... Reaccioná, soy yo, tranquilizate!!”... Era Don Horacio.

- “Pensé que estabas muerto!!!..Cuanto tomaste, loco?”, se apiadó de él, mientras lo miraba reposar boca abajo con el rollo de papel higiénico aún en la mano...

-“ Estás todo desnudo y transpirado.. Decime, qué estuviste haciendo?”

Mientras le hablaba, Don Horacio no dejaba de maravillarse del esbelto cuerpo de Demian. Tenían casi la misma edad, y él parecía su hijo. Se quedó contemplándolo en silencio, como hechizado ante tal prodigio de la naturaleza....

Fue entonces cuando una entrañable ternura pareció apoderarse del viejo dueño de la pensión... Comenzó a acariciar suavemente al peruano, y al son de un “Sana, sana, colita de rana”, pasó la noche a su lado velando por su salud.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Felices Pascuas a todos. Demian Ferrante Kramer, desde la galaxia.

Luis Sagasti dijo...

aun recuerdo a Demian salir de la pensión, con ese traje que Don Horacio se habia comprado en thompson y Williams cuando trabajaba en el Banco Provincia. Tenia el mismo corte del que usaba Cesar Luis Menotti en el mundial 78. Definitivamente despampanante. Aguante Demian. Idolos hay muchos...heroes no !!!!

Anónimo dijo...

Bien por el comentario anterior!!.. Por fin alguien que defiende a este peruano que las ha visto malas como pocos.
Pero siempre se sobrepone, y eso es lo que vale...
Vamos Demian, qué importa haber pasado tanto dolor, haber entregado el cuerpo cuando la causa lo vale!!.
Vamos héroe!!!

Teresa Donatti
Aldo Bonzi - Bs.As.

para vos Demian dijo...

Peruca ! felices pascuas !
te comiste algun huevito ? y pitito ?...ay ay Demian... que putitito sos

segui de liga !

abrazos y nada mas

fer abej

aca DEMIAN dijo...

ahora si !
el link anterior no levanta !

Peruca ! felices pascuas !
te comiste algun huevito ? y pitito ?...ay ay Demian... que putitito sos

segui de liga !

abrazos y nada mas

fer abej