07 marzo, 2009

El arriero - Parte 3

- “Mirá, peruano...”, así se dirigió Eusebio a Demian... “... Yo soy solo, aquí. Nunca me casé. Heredé estas tierras de mis tatas, y aquí m’estoy, trabajando de baqueano”... “Ya soy grande, y esto que ves, puede ser tuyo”.

El Peruano miró a su alrededor, y vio hasta donde se le perdió la vista; no cabía duda que Espósito tenía mucho dinero. La ambición lo tentó, pero fue solo un lapso... Pronto, sus ideales libertarios volvieron a atraparlo... “Lo mío es Latinoamérica”, reflexionó, así que se decidió por seguirle el juego al viejo. Le convenía.

- “Bueno, Don Eusebio, dígame qué quiere que haga por usted”, asintió Demian.

- “Que hagas mi trabajo de guía. Te dije que soy arriero”... “Todos los días, tengo que transportar unas bolsas de sal tras las montañas que allá ves. Trabajo simple, como verás... Pero cansador. Muy sufrido para mí. Regreso deshecho de cada viaje!”, se lamentaba.

- “Pero Don Eusebio, usted es un hombre fuerte y joven todavía!... Mire si lo será, que me encontró desvanecido en el desierto, casi muerto, me cargó y me trajo hasta acá, solito!”, galanteó Demian, a modo de cumplido ....

- “Bueno, no creas, Demian... No fue tan, tan así!... Además, en realidad lo que sucedió fue que ...”, decía el viejo, cuando Demian lo interrumpió sin dejarlo terminar su historia...

- “Está bien, está bien, no diga nada más, no hace falta más modestia suya... Trato hecho, Don Eusebio, lo voy a ayudar!”, fingió aceptar Demian.

Y decimos que fingió, porque su mente estaba pergeñando un plan distinto. “... Bah!!... Voy a hacerle algunas changas al viejo, en agradecimiento”, se ufanó. “Pero en la primera de cambio, yo sigo para Bolivia, y luego a mi patria, Perú!”, agregó, como justificando lo que se avecinaba... Tarde o temprano, Demian traicionaría la bondad de Don Eusebio.

Resulta difícil a esta altura de la historia imaginar al Peruano Dorado deshonrando la nobleza del viejo baqueano, es cierto. Pero nos debemos remontar a mediados de los años ’60, cuando las ideas revolucionarias habían prendido como garrapatas en la juventud; y Demian no era una excepción.

La liberación de América era prioridad para Ferrante Kramer. Eran tiempos de sueños, de utopías. Y Luther King, Guevara y Malcom X, los hombres a emular…

Demian comenzó así sus jornadas de trabajo como “arriero”. Todos los días, Espósito cargaba su burro con un par de bolsas de sal, una por lado. Sobre el lomo, el Peruano hacía su cabalgata unos 10 kilómetros; unas 5 horas de viaje, entre la ida y la vuelta.

Cada día, antes de la salida, escuchaba la clásica recomendación de Don Eusebio:

- “Demian, buen viaje!... No hables con nadie. Hay mucho malandrín por estos lares!”... Y el remate: “Y, acordate… ¡Ojos bien abiertos, Demian... bien abiertos”....

- “Sí, Don Espósito, ojos bien abiertos, bien abiertos!”…. “Pero, qué viejo hincha pelotas!”, refunfuñaba por lo bajo... “Todos los días la misma cantinela, no lo aguanto más! ... Por suerte, ya falta poco para dar el gran salto”, se contentaba pensando...

Continuará....

9 comentarios:

Isabel Estercita Lew dijo...

Jaja, chicos sigue buenísimo, Demian el libertario es mi ídolo luser.
Espero la continuación
Besos

El Peruano Dorado dijo...

Gracias, Estercita, por tu aguante. Vemos con satisfacción que te has entrenado bastante en el mundo loser del peruano. Te adelantamos que el desenlace de esta historia es verdaderamente dramático y doloroso.
Un beso. Nos vemos.

Patricio

Mariel Ramírez Barrios dijo...

mmmmmmmmmmmmm
demian en MULA y llevando polvo blanco
mmmmmm
me da miedo
fijate lo que nos hacès,che
No queremos al îcono de Tumbes transformado en TUMBERO
abrazooooooooooo

©Claudia Isabel dijo...

Esto termina mal!
nuestro amigo no puede terminar siempre empomado!
merece un futuro menos incierto...
Besos

Poetiza dijo...

En asno no lo imagine, pero ahora que veo esta foto, ah, se ve precioso. Besos a todos, menos al asno. Cuidense.

§♫*€lisa*♫§ dijo...

en la foto me recordó el peregrinaje que hicieron los judíos en época del censo por allá en el año de ...puf

la entrada es genial!!!
ustedes tienen un duende maravilloso dentro de sus cabecitas

gracias por volver por el espacio pixelado y dejar tan hermosas huellas

FELICIDADES!!!
muakis de luz

Alimontero dijo...

mmmmmm no creo tanta maravilla...Este Demián no da "puntada sin hilo"... veamos, veamos... OMG!! (oh, my god)

Chicos, a uds imposible no quererlos...la creatividad suya no va con la crisis parece, no??
jajajaja.
Besos,

Ali

lully, Reflexiones al desnudo dijo...

Todo un reto para alguien que no tiene esa experiencia.

Da gusto sumergirme en el cuento.

Besitos gemelos!

DaViD dijo...

http://novaletuopinion.blogspot.com/